• Análisis melódico III / Rearmonización





    Nomenclatura para notas de paso:

    En clases anteriores, aprendimos a diferenciar las notas "no del acorde" Principales de las Secundarias.
    Cuando una de estas notas aparece como Principal, es una tensión, y se la analiza con la nomenclatura correspondiente ( 9, 11, 13, etc.).

    Cuando es Secundaria, puede recibir diversos análisis, dependiendo principalmente de que sea o no diatónica.
    Puesto, que de momento, sólo hemos estudiado el tratamiento de melodías diatónicas, sólo tendremos que agregar la letra "d" (de diatónica) delante del número de nota de paso correspondiente:

     

    i2092.gif (2830 bytes)


     

    Notas del acorde usadas como notas de aproximación:

    En algunos casos, es posible hacer un doble análisis de algunas notas.
    Como hemos dicho anteriormente, las notas del acorde, se analizan siempre como principales, sin embargo, en algunas ocasiones hay notas del acorde que pueden ser interpretadas como notas de paso:

     

    i2093.gif (2909 bytes)



    En el primer compás, la nota SI, es la séptima del acorde, pero también puede recibir el análisis de nota de aproximación al DO.
    En ese caso, el análisis se hace sobre el acorde siguiente, puesto que esta nota, actuaría como nota de paso hacia una nota Principal del acorde Am7.

    La siguiente nota con doble análisis, es tratada como "d2" (diatónica 2) como nota de paso hacia el RE, fundamental de Dm7.

    En este otro ejemplo, vemos notas del acorde analizadas también como notas de paso:

     

    i2091.gif (2931 bytes)

     

    La utilidad de este tipo de análisis se da principalmente en el campo de la Orquestación y Arreglos.
    En Arreglos en los que se trabaja con varios instrumentos solistas (vientos, cuerdas, etc.), suelen usarse técnicas en las que varios de ellos tocan la melodía, rítmicamente igual, pero con diferentes notas, de modo que sólo el que toca más agudo está tocando las notas de la melodía original.
    El resultado es que escuchamos la melodía perfectamente, pero "arropada" por más instrumentos. (un ejemplo muy claro de esta sonoridad son las Big Bands de Jazz).
    Ahora bien, para poner sólo una nota debajo de la melodía, es necesario conocer con precisión el análisis melódico de esta. Esto es lo que nos dará las posibilidades reales de las voces inferiores.
    Si analizamos una nota de la melodía como nota del acorde, las notas que vayan debajo deberán ser también del acorde, si la analizamos como secundaria, las notas restantes deberán ser también secundarias, y cumplir ciertas normas en cuanto a sus movimientos o posibles rearmonizaciones.

     

     

    Rearmonización:

    Como hemos visto en clases del nivel 1, es posible alterar una progresión agregando, cambiando o quitando acordes.
    Siempre que las notas de la melodía nos lo permitan, y que el ritmo armónico no se vea alterado, podemos cambiar cualquier acorde.
    Para evitar problemas de ritmo armónico, se aconseja cambiar acordes por otros de la misma función tonal, pero seguir muy firmemente esta regla, nos deja pocas posibilidades, con lo cual lo ideal será cambiar acordes sin más, pero comprobando que la progresión en si misma, independientemente de la melodía, siga sonando bien.

     

Síntesis de Análisis Melódico / Síntesis y desarrollo de Construcción Melódica